Nos escriben ...

Carta de un Sacerdote Católico

Director de sitio web de evangelización católica

De: "Ernesto María Caro" <emc@xxxxxxxxx.org.mx>

Para: <conocereislaverdad@ciudad.com.ar>

Asunto: María dice:

Fecha: Lunes, 4 de Abril 2005 02:21

Estimado Hermano Daniel Sapia:

Felices pascuas:

De nuevo te escribo porque he recibido en la calle un folleto que dice: “El mandamiento de María para los católicos”. Mismo que encontré tu página.

Sin afán de entrar en una inútil polémica que no deja nada a nadie, sólo en el afán de que, como siempre no se manipule la palabra de Dios, te hago las siguientes aclaraciones (pues no pienso entrar en discusiones inútiles al tratar con gente que no  respeta la fe de los demás y que no ama a María, por lo que de antemano te indico que es solo una aclaración por lo que no responderé al correo que seguramente me enviarás… por lo que bien podrías evitártelo y usar ese tiempo en reflexionar en lo que te propongo):

- En el texto aducido (Jn 2,5), al menos en mi Biblia no dice que fuese dicho únicamente para los Católicos, sino que lo dijo para todo el que quiera escuchar la voz de María y sobre todo hacer la voluntad de su Hijo amado.

- Es interesante que se cite ese texto y que no se comente que a pesar de que Jesús le dice “no ha llegado mi hora”, es decir no ha llegado el momento de manifestarme públicamente, María se dirige a los sirvientes ordenándoles hacer lo que El les dijera. Y ante esto Jesús no tuvo más remedio que hacer lo que le había solicitado su santísima Madre (al menos así se desprende de la actitud de Jesús que acto seguido ordena a los servidores llenar de agua los toneles, para convertirlos en vino. Este es uno de los pasajes que sirven para fundamentar que efectivamente María puede interceder ante su Hijo para obtener favores para terceros.

- Finalmente… están o estás equivocado (si tú eres el autor de este nuevo ataque contra la fe católica y nuestra Madre Santísima) al afirma que es la única vez en que María da un mandato. Me extraña que una persona como tú no haya leído el texto de Lucas en el que María dice: “De ahora en adelante todas las Generaciones me “llamaran bendita”  (Lc 1,48). Si bien el verbo me “llamarán bienaventurada” (makariousin) no es un imperativo (como en Jn – hagan), es un futuro de indicativo. Si sabes algo de griego, sabrás que esa forma de expresión, al hacer un verbo de una adjetivo (makaria) presenta una realidad que habrá de realizarse como si fuera un mandato usado generalmente en el genero profético. Es semejante a la expresión ”oráculo de de Yahveh”. DE MANERA QUE SI TU ESTAS DISPUESTO A HACER, NO SOLO LO QUE DICE MARÍA, SINO LO QUE DICE LA PALABRA DE DIOS, PUEDES EMPEZAR A INCLUIR EN TU ORACIÓN DIARIA UNA PLEGARIA A MARIA, DICIÉNDOLE: BIENAVENTURADA SEAS MARIA. De esta manera mostrarás que verdaderamente estás dispuesto a seguir lo que dice la Escritura.

Ojala, publiques este correo… pero se me olvida que solo publicas lo que te conviene… En fin. Como te dije una vez, que Dios nos juzgue: A ti por atacar a los católicos… en vez de evangelizarlos y purificar su fe; y a mi por amar a María y buscar que mi vida sea tan santa y perfecta como lo fue la de ella.

Como María, todo por Jesús y para Jesús.

Ernesto María, Sac.
Director
______________________________________

Evangelización Activa
Comunicación Digital al Servicio del Evangelio
ACERCANDO LA BUENA NUEVA DEL EVANGELIO A TU CORAZON 


 

Respuesta

 

Estimado Ernesto, paz de Dios. Gracias por su tiempo. Espero que se encuentre usted bien.

En principio deseo agradecerle por haberme escrito, por la dedicación de su tiempo, sabiendo que es Director de un sitio de evangelización católica en la www. En base a su deferencia, con gusto le comparto mis comentarios...

1. Sin afán de entrar en una inútil polémica que no deja nada a nadie, sólo en el afán de que, como siempre no se manipule la palabra de Dios, te hago las siguientes aclaraciones (pues no pienso entrar en discusiones inútiles al tratar con gente que no  respeta la fe de los demás y que no ama a María, por lo que de antemano te indico que es solo una aclaración por lo que no responderé al correo que seguramente me enviarás… por lo que bien podrías evitártelo y usar ese tiempo en reflexionar en lo que te propongo):

Lamento sus afirmaciones de que yo no respeto la fe de los demás y que no amo a María... El hecho de que yo no comparta su fe católica romana, e incluso que me ocupe en demostrar lo bíblicamente erróneo de muchos de sus dogmas, no implica por ello ninguna "falta de respeto por la fe de los demás". De hecho, la respeto pero no la comparto (que son cosas diferentes), y explico por qué.

Respecto a "no amar a María", es sólo un prejuicio inexacto de su parte, sustentado simplemente porque no acepto otorgarle a María las prerrogativas (extra-bíblicas) que su teología católica romana enseña. Yo conozco, creo y amo a la dichosa María registrada en la Escritura. Si me permite la licencia, y sin ánimo de que lo tome a mal, lo que yo "no amo" es a la "Santísima Virgen Reina del Universo" (que no es la bienaventurada María de la Biblia) predicada por la Iglesia de Roma.

Por otro lado, lamento que menosprecie mi eventual respuesta, afirmando que ignorará mis comentarios. Mientras usted consideró que yo necesito "aclaraciones", se declara implícitamente exento de ellas. Mientras considera necesario "echar fuego" sobre "mi" verdad, se niega a recibirlo sobre la suya. Seguramente tendrá sus razones.

Pues, con gusto responderé a cada uno de los 3 puntos que me presenta. Y ello será el mejor testimonio de que efectivamente he usado el tiempo en reflexionar sobre lo que me propone, como me solicita.

2. - En el texto aducido (Jn 2,5), al menos en mi Biblia no dice que fuese dicho únicamente para los Católicos, sino que lo dijo para todo el que quiera escuchar la voz de María y sobre todo hacer la voluntad de su Hijo amado.

Bueno, es que no lo dice ni en su Biblia ni en ninguna, pues los Católicos Romanos no existían entonces. Además, nunca he dicho que fuera algo exclusivo para determinado grupo, sino que en particular he mencionado a quienes poseen un especial culto mariológico (precisamente). De hecho, hasta el mismo Romano Pontífice, fallecido recientemente, en su póstumo testamento dejó en manos de María "...a su vida, a la Iglesia y a toda la humanidad..." (leer aquí) Pues, con "todo eso en las manos", la María de la Biblia bien podría responder al Papa y a sus fieles: "Haced todo lo que él (Cristo) os diga". Por eso es especialmente pertinente que los Católicos escuchen lo que nuestra dichosa hermana oportunamente indicó...

3. - Es interesante que se cite ese texto y que no se comente que a pesar de que Jesús le dice “no ha llegado mi hora”, es decir no ha llegado el momento de manifestarme públicamente, María se dirige a los sirvientes ordenándoles hacer lo que El les dijera. Y ante esto Jesús no tuvo más remedio que hacer lo que le había solicitado su santísima Madre (al menos así se desprende de la actitud de Jesús que acto seguido ordena a los servidores llenar de agua los toneles, para convertirlos en vino. Este es uno de los pasajes que sirven para fundamentar que efectivamente María puede interceder ante su Hijo para obtener favores para terceros.

Me ha llamado la atención su afirmación de que Jesús "no tuvo más remedio"... ¿Qué le hace suponer a usted que fue ese el motivo por el cual el Cristo hizo el milagro? ¿No tuvo más remedio? ¿Por qué? ¿Qué hubiera sucedido, sino, para decir que el Hijo de Dios "no tuvo más remedio"?

Si así fuera, de manera tan simple y categórica como usted lo presenta, tampoco Jesús "hubiera tenido más remedio" que presentarse, cuando "su madre y sus hermanos lo buscaban afuera"... Sin embargo, lejos estuvo Jesús de "no tener más remedio".

"Vienen después sus hermanos y su madre, y quedándose afuera, enviaron a llamarle. Y la gente que estaba sentada alrededor de él le dijo: Tu madre y tus hermanos están afuera, y te buscan. El les respondió diciendo: ¿Quién es mi madre y mis hermanos? Y mirando a los que estaban sentados alrededor de él, dijo: He aquí mi madre y mis hermanos. Porque todo aquel que hace la voluntad de Dios, ése es mi hermano, y mi hermana, y mi madre." (Marcos 3:31-35)

El milagro en las bodas de Caná Jesús lo realizó porque así le plació, por Su sola soberanía, sin más, no por una supuesta "falta de remedio", pues María simplemente dijo "no tienen vino", lo cual en absoluto significó alguna especie de delación de Sus poderes milagrosos, como para haberse visto "obligado a cumplir". En Su soberanía le plació, misma soberanía que ejerció cuando NO ACCEDIÓ al llamado de Su madre, que lo buscaba afuera de la multitud, en el relato de Marcos capítulo 3.

Y luego, su uso en tiempo presente del verbo "interceder" es por demás curioso. Una lectura objetiva del pasaje de marras (Juan 2:1-11) da cuentas de que María eventualmente intercedió (pasado), lo cual en absoluto indica que María podría interceder ahora (en el presente). Además, siendo María una criatura. ¿cómo es que hace para procesar y gestionar TODOS los pedidos que millones de devotos en el mundo le hacen SIMULTÁNEAMENTE y en diferentes idiomas? Tal vez usted me pueda edificar con una respuesta que hasta ahora nadie me ha sabido dar.

Usted mismo, en su sitio de evangelización católica, afirma que "María es una criatura como tú y como yo... es humana, no es divina... [suponer] ESTO ES UN GRAVE ERROR." (lo dice aquí [1]). Pero por otro lado, contradictoriamente también dice en su sito web "Junto a ti siempre estará María Inmaculada, orando contigo…" (lo dice aquí) Pues, ¿cómo es eso? Si María es una criatura "como tú y como yo, humana..." ¿cómo es que puede estar junto a cada fiel devoto del planeta, orando con él..? ¿Acaso María tiene la característica exclusivamente divina de la Omnipresencia?

4. - Finalmente… están o estás equivocado (si tú eres el autor de este nuevo ataque contra la fe católica y nuestra Madre Santísima) al afirma que es la única vez en que María da un mandato. Me extraña que una persona como tú no haya leído el texto de Lucas en el que María dice: “De ahora en adelante todas las Generaciones me “llamaran bendita”  (Lc 1,48). Si bien el verbo me “llamarán bienaventurada” (makariousin) no es un imperativo (como en Jn – hagan), es un futuro de indicativo. Si sabes algo de griego, sabrás que esa forma de expresión, al hacer un verbo de una adjetivo (makaria) presenta una realidad que habrá de realizarse como si fuera un mandato usado generalmente en el genero profético. Es semejante a la expresión ”oráculo de de Yahveh”. DE MANERA QUE SI TU ESTAS DISPUESTO A HACER, NO SOLO LO QUE DICE MARÍA, SINO LO QUE DICE LA PALABRA DE DIOS, PUEDES EMPEZAR A INCLUIR EN TU ORACIÓN DIARIA UNA PLEGARIA A MARIA, DICIÉNDOLE: BIENAVENTURADA SEAS MARIA. De esta manera mostrarás que verdaderamente estás dispuesto a seguir lo que dice la Escritura.

Efectivamente he leído el texto que señala, pero allí lejos está María de dar algún "mandato", sino que reconoce cómo la llamarán todas las generaciones (futuras). Y por supuesto que así debe ser reconocida y llamada, a lo cual no sólo estoy dispuesto sino que es lo que hago, conforme la Biblia enseña. Lo que la Biblia ni enseña ni siquiera sugiere, es que debamos rezarle a María, curiosa práctica que me propone JUSTAMENTE como supuesta señal de mi obediencia a "lo que dice la Escritura".

Con lo cual, al decir María "me llamarán bienaventurada", no está dando una orden o una instrucción, sino que está reconociendo cómo será nombrada o conocida por las generaciones futuras. Por ende, su argumento no aplica.

5. Ojala, publiques este correo… pero se me olvida que solo publicas lo que te conviene… En fin. Como te dije una vez, que Dios nos juzgue: A ti por atacar a los católicos… en vez de evangelizarlos y purificar su fe; y a mi por amar a María y buscar que mi vida sea tan santa y perfecta como lo fue la de ella.

Difícilmente se pueda verdaderamente evangelizar siendo influenciado por tantos prejuicios.

Su carta ha sido publicada, junto con mi reflexión.
Y si... efectivamente Dios juzgará.

Estimado Ernesto, reciba un cordial saludo.
Dios le bendiga y le guarde en todos sus caminos.

En el amor de Cristo.

Daniel Sapia
webmaster

 

Nota:

[1] La página web conteniendo la cita mencionada ha sido eliminada del sitio que administra el presbítero Ernesto Caro Osorio. Dichas palabras eran parte de la respuesta que Caro Osorio había dado a una lectora católica que oportunamente le escribiera para manifestar su parecer acerca de que... "María Santísima, nuestra Madre, es persona divina...", nombrándola "Divina Madre Eterna" (!!!). La carta publicada y su respuesta (ahora eliminada de la web), decía:

 

Evangelizacion

Cuestión: María es humana
Evangelización Activa

Padre: Yo pienso que María Santísima, nuestra Madre, es persona Divina, pues Ella es un soplo divino de Dios Padre. Ella nace del seno del Divino Padre Eterno, por lo que es la Divina Madre Eterna, y la Iglesia algún día así la reconocerá y titulará.

ACLARACIÓN:
Mi querida hermana: Por el contenido de tu comentario puedo ver el gran amor que le tienes a María Santísima; sin embargo, por ese amor desmedido, se han cometido grandes errores en el pasado, como el que tú ahora propones. Mira, María es una criatura como tú y como yo, en el sentido de que nació de unos padres como tú y como yo. La Iglesia y la tradición nos dicen que sus padres se llamaron Joaquín y Ana. Ella nació en un hogar como el nuestro. Ciertamente ella, por ser la Madre de Jesucristo, nuestro Dios y Señor, es realmente, y así le llamamos: "madre de Dios", en cuanto a la encarnación del Verbo eterno. Ella, por esta misma razón, fue preservada del pecado original, por lo que le llamamos y es realmente "inmaculada".

Finalmente, al final de su vida, ella, como todos nosotros, murió. Sin embargo, por su participación única en el misterio de Dios y de Jesucristo, fue llevada en cuerpo y alma al cielo. Es decir: su resurrección ocurrió como la de Cristo, y no tuvo que esperar la consumación de los tiempos. Su cuerpo no conoció la corrupción.

Como ves, María Santísima tiene muchas prerrogativas únicas que le vienen  por haber sido escogida como Madre de Dios y por la respuesta generosa que dio a Dios. Pero es humana… No es divina. ESTE ES UN GRAVE ERROR. Sabemos, por la revelación que nos hizo Jesucristo, que tenemos un solo Dios en tres personas distintas que son: El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.

Es muy importante el amar y el tener una relación amorosa con María, verás que en la medida en que la reconoces como parte de nuestra raza… de nuestra misma humanidad, tu amor a ella crece, pues ves que su obrar realmente obedece a una fe inquebrantable y a un amor sin límites a Dios y a su proyecto de Reino.

P. Ernesto María Caro Osorio
 

 

ÍNDICE "Nos Escriben..."

Daniel Sapia - "Conoceréis la Verdad"

Apologética Cristiana - ® desde Junio 2000

www.conocereislaverdad.org